Descubre cómo puedes eliminar ese tatuaje que ya no deseas...

Los tatuajes, son acúmulos de tinta alojadas en la dermis, que deben su estabilidad y permanencia en la piel al tamaño de sus partículas (de tamaño superior a 6 micras), ya que estas son demasiado grandes para ser eliminadas por los macrófagos (las células naturales encargadas de eliminar del organismo las sustancias extrañas).

En los últimos años, existe a una creciente expansión del tatuaje artístico, y con el paso del tiempo, cada vez mas personas desean quitárselo por motivos muy diversos.

Sin duda alguna, los mejores resultados para la eliminación y borrado completo de los mismos, se obtienen con el láser Q-Switch de Nd-YAG. Este, induce la destrucción selectiva de las partículas de tinta del tatuaje. No obstante, suele causar pequeños sangrados puntuales y/o blanqueamiento de la epidermis. En la mayor parte de los casos, se vaporizan porciones epidérmicas, que se desprenden de la dermis, lo que ocasiona una herida superficial. El cuidado adecuado de la herida es fundamental para evitar efectos adversos y ofrecer una rápida cicatrización. El cuidado de la herida debe ser similar al de una quemadura leve. El paciente debe estar dispuesto a cumplir todas las instrucciones que se le recomiendan, evitando la exposición al sol durante la fase de cicatrización.

El Laser Q-switch, emite un haz de luz, que es absorbido selectivamente por las partículas de tinta, que estallan y se fragmentan, sin dañar la piel sana.

Las sesiones se repiten cada 6 a 8 semanas con el fin de dar tiempo a que el organismo elimine de forma natural los fragmentos de tinta resultantes, precisándose de 2 a 6 sesiones para eliminar la mayoría de tatuajes.

El paciente deberá consultar con el médico información detallada sobre la naturaleza de su problema, las opciones de tratamiento, riesgos, beneficios, complicaciones y resultados, antes de aceptar el tratamiento con láser.

No está aconsejado en caso de pacientes embarazadas, con tendencia a presentar cicatrices queloides, presentar Herpes Labial, padecer de Psoriasis, Vitíligo, o si se toma medicación, por si pudiera interferir la eficacia del tratamiento láser.

Eliminación de Tatuajes; Preguntas frecuentes.

¿Cómo funciona el tratamiento láser?
La absorción selectiva de la tinta de los tatuajes de las altas potencia de pulsos de luz láser causa que las partículas de tinta deseadas se rompan mecánicamente mientras se disminuye significantemente el daño potencial del tejido de alrededor. Las partículas fragmentadas se eliminan entonces de la piel mediante el sistema inmune o linfático.

¿Tiene algún efecto secundario el tratamiento?
En general, el tratamiento es leve y suave, causando solo un pequeño malestar con efectos secundarios mínimos. Para evitar el dolor se puede utilizar anestesia local a base de cremas.

¿Cuántos tratamientos se necesitan?
El número de tratamientos necesarios depende de varios factores, incluyendo la profundidad de la penetración de la tinta, el tiempo que tiene el tatuaje y la intensidad del color. Aún así, la mayoría de las personas necesitan de 5 a 6 sesiones de tratamiento y empiezan a ver resultados tras solo la primera o segunda sesión.

¿Se necesita un periodo de recuperación entre cada sesión de tratamiento?
Aunque las sesiones de tratamiento se programan con unas 4 o 6 semanas de diferencia entre ellas, no se necesita ningún reposo tras cada sesión. Puede volver a su actividad normal inmediatamente después.

¿Qué tipos de tatuaje se pueden eliminar?
Aunque algunos pigmentos y tintas son más difíciles de eliminar que otras, la mayoría de los colores se pueden eliminar, incluyendo negro, azul, verde, marrón e incluso rojo.

Resultados en la eliminación de tatuajes

Actualmente, el laser Q-Switch Nd-YAG es la mejor opción para la eliminación de tatuajes de todos los colores.

Para muchos pacientes, los resultados son excelentes. Sin embargo, en otros pocos, los beneficios cosméticos del tratamiento pueden ser menores y deben conocerlo para evitar falsas expectativas.

Los mejores resultados, se obtienen con los tatuajes realizados con tintas oscuras, tanto negras como azules, en donde la eliminación total es habitual, mientras que los colores más claros, son más resistentes y requieren más sesiones.

Se pueden eliminar tatuajes profesionales, tatuajes cosméticos por micropigmentación (labios, cejas, perfilado de párpados, etc.), tatuajes accidentales por penetración de productos que la pigmenten.

El 100% de eliminación no se puede garantizar, dependiendo del color del tatuaje, antigüedad del mismo, y el color de la piel del paciente.

Reacciones cutáneas posteriores al tratamiento de eliminación de tatuajes

El lugar tratado, tras la sesión de láser mostrará habitualmente hinchazón y tumefacción, y solo ocasionalmente sangrado puntual y posteriormente costras, que se secan y cicatrizan en 10 a 15 días.

Cuidados posteriores a cada sesión de láser

Seguir siempre las instrucciones del médico y acudir a las revisiones periódicas, es fundamental para conseguir los resultados deseados.

Se recomienda aplicar una pomada antibiótica dos veces al día hasta la curación de la costra, evitando el rascado de la misma y dejando que se desprenda de forma natural.

Está especialmente contraindicado exponerse al sol sin protección solar, así como las cabinas de Rayos UVA, durante al menos seis semanas después de cada tratamiento.

Casos prácticos de eliminación de tatuajes

Eliminación de tatuaje antes del tratamientoEliminación de tatuajes después del tratamiento

Eliminación de Tatuajes antes del tratamientoEliminación de tatuajes después del tratamiento